Progreso Network

El 9 de julio de 2016 en el Centro de Convenciones de Lima durante VII Edición del Salón del Cacao y Chocolate 2016, se anunciaron los resultados del X Concurso Nacional de Calidad de Cacao. El trabajo de Norandino se ha confirmado como campeón indiscutible de la calidad.  Ganamos las ediciones de 2011, 2012, 2013, 2014, 2015 y 2016. SOMOS HEXACAMPEONES.

 

En 2016 Gran Blanco ha obtenido la más alta calificación, en tanto que Amazonas, producido por CEPROA en Utcubamba, socio nuestro se ubica en el cuarto lugar. Los cacaos de Approcap (Piura), Aprocam (Amazonas) y Choba Choba (San Martín) lograron el segundo, tercero y quinto lugar respectivamente. El cacao ganador es producido por nuestros socios en las Lomas  quienes hace 4 años vienen trabajando en el mejoramiento genético y buenas prácticas de producción, cosecha y postcosecha.

 

César Paz López, quien recibió el premio al ganador mencionó que el cacao Gran Blanco ha alcanzado renombre mundial. Chocolates producidos con cacao de La Quemazón, distrito de San Juan de Bigote, fueron premiados en la  International chocolate awards 2015 en Londres. Ahora nuestros técnicos y los socios del distrito de Las Lomas, provincia de Piura, desarrollaron un cacao con características organolépticas que esta vez lo superan. Algunos afirman que: “Sólo Norandino supera a Norandino”, nosotros decimos que “en Norandino seguimos haciendo campeones”.

 

Santiago Paz López, Coogerente de Norandino señala que su organización exporta 1,500 toneladas de cacao, sus clientes demandan más cacao y exige al Gobierno Regional trabajar en el Plan de promoción de producción y exportación del Cacao Blanco, “es una propuesta viable ya que tenemos el conocimiento, la calidad, el mercado y las condiciones climáticas para hacerlo, falta la decisión política. Que las aguas del Alto Piura sean para los campesinos, que las fértiles tierras de nuestra Piura produzcan más cacao que genera bienestar a los campesinos. No queremos que se empuje a los campesinos desorganizados y empobrecidos a ser sirvientes de los nuevos gamonales. Queremos socios, orgullosos de producir el mejor cacao, generando bienestar y riqueza para nuestra patria.

    

Santiago Paz explica que las competencias de calidad son importantes para la imagen y posicionamiento de marca.Producimos y exportamos el 1.5% del volumen nacional, sin embargo en el sector cacao, todos conocen a Norandino y reconocen a Gran Blanco por su calidad. Promovemos nuestra marca, participamos en concursos y los ganamos. Para la competencia mundial, trabajamos en alianzas: con Theo Chocolate en USA, Pacari y Valrhona  para Europa, junto con nuestros clientes de Comercio Justo y chocolateros de especialidad.

En 2,008 anunciamos al mundo el descubrimiento del cacao blanco en Piura, al 2,016 nos hemos consolidado como referentes de la calidad del cacao peruano. Ahora vemos con alegría que empresarios y chocolateros jóvenes se han lanzado a la competencia internacional con resultados sorprendentes con cacaos blancos de Piura y criollos de Amazonas.  Podríamos decir, misión cumplida, otros han tomado la posta, sin embargo tenemos que trabajar juntos para llevar al Perú al nivel más alto de la calidad. Vayamos pues a un esfuerzo nacional serio de posicionamiento del cacao peruano.

 

Hay que recordar que tenemos la mayor diversidad genética del mundo, el Perú es la cuna de cacao, hay cacaos con un potencial increíble es muchas zonas del país. San Martín siempre está entre los ganadores. Satipo -en Junín- tiene cacaos nativos y criollos que deben trabajarse para ser llevados a otro nivel. En Cuzco el cacao Chuncho es una joya que se debe pulir y dar valor.

 

Sólo la calidad no es suficiente, hay que formar y fortalecer organizaciones, dar empuje al mercadeo. Cajamarca ganó el IV Concurso de calidad en 2010, Edwin Calle Huamán de Playa Grande y Laureano Mendoza Herrera de Brisas Amojú ocuparon el primer y tercer puesto respectivamente. El cacao ganador, un cítrico, afrutado, con un toque de caramelo, vainilla con sabor a nueces. Satipo quedó segundo lugar. No se sabe qué es de esos cacaos. Lo que sabemos es que faltó una organización fuerte,  que  los promueva y ponga en los ojos de los chocolateros finos y en el paladar de los consumidores exquisitos.

 

Debemos descubrir los cacaos finos, destacando la diversidad de sabores y sus perfumes. Tenemos variedad genética, la devoción del campesino por el trabajo, técnicos capaces en producción y control de calidad, el conocimiento de nuestros chocolateros, necesidad del mercado. Falta la decisión política. El cacao que llena de placer a los consumidores debe generar desarrollo y paz social en el campo.

Vistas: 462

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Progreso Network para agregar comentarios!

Únete a Progreso Network

Sobre

© 2017   Creada por Rodolfo Carmona.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio