Progreso Network

Comentario, 12 de ene, Jos Algra

Qué Head & Shoulders invertido y regreso a la cima de 142.50 ni que nada, que era la esparanza al terminar 2019 (¿Entrando al año nuevo con esperanza?),

después de un espectacular rally que comenzó en 95.80. El gráfico diario pronto dio una clara señal de venta y como un roedor el precio perforó los soportes de 125 y 122.9, para bajar hasta 116.50 al inicio de la jornada el viernes, pero la presión de venta se bajó, se disparó una cobertura de cortos entre los fondos y el precio rebotó, para cerrar en 118.95.

Los indicadores técnicos se inclinan ligeramente por una baja del precio, sobre todo los de corto plazo. Veremos qué nos trae este primer trimestre de una nueva década.

Soportes: 115, 113 y 108. Resistencias: 125, 129, 135, 138, 142.5 y 150.

Da la impresión que lo que hicieron los fondos en noviembre – diciembre fue hacer subir el precio para terminar el año con cifras positivas y luego volver a especular a la baja. Sin embargo, analizando la situación parece estar un poco más compleja. El real brasileño se ha fortalecido ante el dólar, cerrando el viernes en 4.0960; en noviembre el dólar alcanzó hasta 4.2607. El gráfico de cinco horas está a punto de dar una señal de compra. El precio sigue muy por encima de los promedios móviles de 100 y de 200 días.

Los fondos están neto largos desde principios de diciembre, con cerca de 21 mil contratos, que indica que siguen apostando a un aumento del precio y los index traders han aumentado la apuesta con su posición neta larga de 40 mil + antes del rally a 64 mil contratos ahora. Veremos si con este bajón del precio mantendrán su posición larga.

Los comerciales han aumentado su posición neta corta de menos de 3 mil contratos a 89 mil ahora, indicando que la presión sobre el precio viene sobre todo de las fijaciones de productores y exportadores en origen. Ahora que ha bajado mucho el precio se espera que presión por las fijaciones en origen se va a bajar.

El conflicto entre Estados Unidos e Iran ha pesado mucho sobre los mercados financieros. En tiempos de incertidumbre los especuladores evaden el riesgo y mueven sus recursos a activos más seguros, como metales preciosos, pero al final de la semana tanto Estados Unidos como Iran hicieron esfuerzo por no aumentar más la tensión. La respuesta de Iran al asesinato del general Soleimani fue moderada y el haber bajado un avión de Air Ucraine parece haber asustado hasta los halcones del régimen de Teheran. En 1988 Estados Unidos hizo lo mismo con un avión civil de Iran que bajó sobre el estrecho de Ormuz.

Salieron 2 pronósticos de cosecha de Brasil en 2020/21. El jueves por la tarde salió ECOM Brasil con cerca de 70 millones de sacos, que impactó viernes temprano en el precio de la bolsa de Nueva York. Contrasta mucho con el del Instituto Brasileiro de Geografia e Estatistica, IBGE, un día antes, que espera una cosecha de 56.4 millones de sacos, 42.2 millones de arábigo y 14.2 millones de robusta. Ambos suelen estar en los extremos de los pronósticos, pero una diferencia de 13 millones de sacos o más es mucho.

COMEXIM, otro trader que opera en Brasil, espera un volumen de exportación de en promedio 3 millones de sacos mensuales en el primer trimestre de 2020, 15% más que el promedio de 2.6 millones de sacos mensuales en los últimos 5 años. Poco movimiento en este momento, la mayoría de los traders siguió de vacaciones y regresan a la oficina hasta el lunes.

Curioso es que en el rally de los últimos 2 meses los diferenciales se han mantenido firmes en todos los países productores, donde normalmente se espera que cedan con tal de poder vender y fijar rápido los contratos, para aprovechar los buenos precios. Igual los precios internos no siguen la baja del precio de la bolsa. Parece indicar una contracción de la oferta, al menos temporalmente, y que podría llevar a un nuevo aumento del precio de la bolsa si los principales países productores mantienen esta tendencia. El frío en varias partes está causando retrasos en la cosecha y en Honduras hay una escasez de cortadores. Los exportadores están muy apretados con esta situación y muchos tienen inventarios a precios altos que no pueden vender sin sufrir fuertes pérdidas.

En Vietnam se ha levantado casi el 100% de la cosecha, pero los exportadores no quieren vender más de 3 meses a futuro y con las celebraciones del año nuevo lunar TET, que comienza el 26 de enero, pronto las exportaciones se van a paralizar. En años anteriores las ventas se aceleran por estas fechas, para tener dinero para las festividades, pero la baja de los precios en las últimas semanas parece haber desanimado a los productores y a los exportadores. Vietnam está flexibilizando sus leyes para franquicias, haciendo más fácil la expansión de empresas como Starbucks y Costa Coffee.

Vistas: 260

Sobre

© 2020   Creada por Rodolfo Carmona.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio