Progreso Network

Comentario, 11 de abr, Jos Algra

El precio de café en la bolsa de Nueva York topó con una baja de 120.5 centavos en la quincena, para volver a subir después. Martes 6 el precio brincó 4.75 centavos por compras técnicas y el viernes alcanzó su máximo con 128.85, para perder 0.6 puntos en el cierre de 127.25.

Viernes el dólar subió ante el real brasileño de 5.56 a 5.68, ejerciendo presión sobre el precio de café. Positivo para el precio fueron las cifras de la OIC, que reportó una baja de 6.1% a 10.5 millones de sacos en las exportaciones mundiales de café en febrero.

Estamos entrando en un ciclo de precios altos, pero, viendo la incerticumbre sobre la recuperación del crecimiento del consumo en estos tiempos de pandemia, se espera que el precio siga moviéndose en la banda de 120-130 centavos.

Soportes: 125.2, 122.1, 120.05, 118.3, 116.4, 115.6 y 106.6. Resistencias: 129.6, 133.8, 135.7, 140.5  y 142.5.

Cooxupé, la cooperativa cafetalera más grande de Brasil y del mundo, espera una baja en la producción de sus socios de 32% en 2021/22, pasando de 11 millones de sacos en esta cosecha a 7.5 millones en la próxima. El promedio de los pronósticos para la cosecha 2021/22 en Brasil es de 53 millones de sacos, contra 67 millones de sacos en 2020/21. La baja de 14 millones de sacos se va a dar enteramente en café arábigo, la producción de conilón (robusta) se mantiene o aumenta.

Vietnam ha exportado 12.2 millones de sacos en los primeros 6 meses de la temporada, 16.6% menos que el año pasado. Esta baja se agudiza por la falta de contenedores. El diferencial para Robusta Grado 2 se ha aumentado de +80 (dólares por tonelada) hace un mes a +120 ahora.

Colombia produjo 1 millón 50 mil sacos en marzo y exportó 1 millón 143 mil, 240 mil más que en marzo 2020, un aumento de 30% respectivamente 21% en comparación con el año pasado. Aún así el diferencial para Excelso se mantiene firme en +50/+51.

La cosecha en Honduras se está terminando. El pronóstico original de 6.3 millones de sacos se ha bajado a 5.8 millones y para 2021/22 se espera el mismo volumen. Las exportaciones a marzo suman 2.5 millones de sacos, 11% menos que en marzo 2020. El diferencial para café de altura HG se ha aumentado de +19/+20 hace 3-4  semanas a +23 en la última quincena.

Los problemas con la falta de contenedores en muchos lugares y sobre todo en el sureste de Asia, están aumentando y afectando cada vez más el suministro de café. Estos problemas están revelando un problema estructural en la economía mundial. Se ha trasladado la producción de muchos productos de Europa y Estados Unidos a países de bajos costos, para maximizar las utilidades. Al mismo tiempo se ha cambiado la logística a just in time delivery (entrega justo a tiempo), eliminando prácticamente las existencias amortiguadoras. Muchos países de bajo salario no muestran mucho respeto por los derechos humanos y laborales y tienen normas poco estrictas en cuanto a evitar la contaminación del medio ambiente, por lo que el crecimiento económico generado de esta manera no necesariamente es ventaja, al menos no para buena parte de la población.

Europa, Estados Unidos y Japón ahora no solo dependen para sus materias primas fuertemente de países del sur, sino también de productos semimanufacturados y terminados. Muchas medicinas se producen ahora en India, mucha ropa viene de países como Bangladesh, China exporta grandes cantidades de equipos de telecomunicación, computadoras, equipos eléctricos, materiales médicos (¡mascarillas!) y todo tipo de productos manufacturados a Europa y Estados Unidos.

Ahora, con la escasez de contenedores debido a la alteración de los flujos comerciales que genera la pandemia, este orden económico mundial se está volviendo vulnerable y un incidente como el bloqueo del canal de Súez lo está agudizando. El canal se ha desbloqueado después de 6 días, pero las secuelas se van a sentir durantes semanas. Tomó una semana deshacer la fila de barcos a ambos lados del canal. Ahora hay embotellamientos en los puertos de destino para descargar los barcos. Productos que no llegaron a tiempo generan retrasos más adelante en la cadena. Hay una amenaza de escasez de una larga lista de productos que puede paralizar importantes segmentos de la economía. Las tarifas de transporte se han disparado. Regresar capacidad de producción a los países del norte va a tomar mucho tiempo, va a aumentar los costos y va a topar con resistencia contra el regreso de industria altamente contaminante como la química.

Un posible cambio como resultado de esta situación podría ser que se vuelva a crear inventarios para amortiguar interrupciones de suministro y escaseces temporales en productos estratégicos. Parece irónico que no tiene ni 2 años que el gobierno de Suiza decidió eliminar los stock de café de 16,500 TM, por considerar que ya no tenían un valor estratégico.

Trasladando esto al café, ¿qué significa? Vimos el aumento de los diferenciales de cafés de calidad el año pasado, por el temor de problemas con el suministro. De las calidades estándares hay mucho inventario en los países consumidores, suficiente para cubrir 3-4 meses de consumo, pero las existencias se están bajando, viene una temporada baja en Brasil y se espera un déficit mundial de hasta 10 millones de sacos.

Los tostadores han empujado para atrás el manejo de los stock de café y el financiamiento del suministro hasta por un año a los comerciantes; con el just in time delivery reciben lo que necesitan para su producción en la semana. El dinero que han librado así lo han invertido en adquisiciones y otras formas de hacer crecer el negocio y tienen pocas reservas de capital.

Los comerciantes están bajo presión del sector financiero, que está restringiendo el financiamiento para el sector de las materias primas, tanto por sus propios problemas, como por medidas de las autoridades contra el lavado de dinero y otros manejos financieros ilícitos. Para varias empresas comerciales el manejo financiero y las operaciones en la bolsa han sido buena parte de los ingresos, pero han entrado en problemas y han vendido o cerrado parte de las operaciones. Por ahí se escucha que uno que otro comerciante ya ha dicho que no a la exigencia de ampliar el crédito a 365 días. (Véan también los comentarios en http://progresonetwork.ning.com/group/analisisprecioscafe/forum/top...).

El modelo de negocio de los grandes comerciantes está bajo presión por la pérdida de parte de los ingresos. En países donde mueven mucho café van bién, pero en orígenes pequeños el overhead es demasiado alto para el tamaño de las operaciones, se escucha.

Vamos a ver si, después de varias décadas de creciente consolidación de la industria de café, esta situación se invierta ahora, para crear más espacio a empresas medianas y pequeñas.

La carrera entre la cantidad de infecciones por COVID-19 y las vacunas continua sin saber cuál va a ganar en los próximos meses. Problemas con las campañas de vacunación en varios países y el miedo a la trombosis después de una vacuna con Astra Zeneca (ya hay un casos reportado con Johnson & Johnson), por muy poco probable que sea (el riesgo de morirse por el virus es mil veces mayor que por trombosis causada por la vacuna) genera retrasos en las campañas. Como resultado sigue la incertidumbre sobre la reapertura de muchos sectores de la economía, incluyendo cafeterías, restaurantes, oficinas, etc. y el impacto que va a tener sobre el consumo de café en 2021.

Si quieren ver cuál es la relación entre la cantidad de contagios por COVID-19 en Europa y el precio de café en la bolsa de Nueva York: https://mb.boardhost.com/coffeetraders/msg/1617712059.html

Positiva es la noticia de la National Coffee Association NCA que la venta de café para llevar ha crecido 30% desde enero 2020, porque más gente está regresando al trabajo. El consumo de café en casa ha alcanzado un nivel récord y ha crecido 8% desde enero 2020.

Vistas: 370

Sobre

© 2021   Creada por Rodolfo Carmona.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio